domingo, 29 de marzo de 2015

1/12 Casa de Muñecas 12. Bajante aguas pluviales



Una vez terminado el tejado, falta darle un toque sencillo, no caro y que le confiere un mayor realismo: el canal de aguas pluviales.
Para ello utilizaré un tubo de plástico. Yo encontré uno adecuado en plástico transparente, porque el de PVC gris, no había el día que fui a buscarlo.
Este perfil debe cortarse por la mitad y engancharlo a todo lo largo del final de las tejas montadas y pintadas.



Este canalón lo pintamos en gris claro, pero se puede pintar en gris medio e, incluso, dar algún toque de óxido en algún punto, ya que en la época victoriana estos canalones eran de hierro (óxido rojo), de plomo (óxido gris oscuro), o de bronce/latón (óxido verde). Otro trabajo que se puede hacer, que en nuestro caso se decidió no hacerlo (bueno, realmente fue “la jefa” quien dijo que no) es con pequeñas piezas de latón, crear los agarres del canalón a la pared. Estas piezas se pueden hacer con plancha de latón, de la que se encuentra en las tiendas de manualidades, o algo más fino la que llevan algunas botellas de vino, para cerrar el tapón y que ocupa buena parte del cuello de la botella, y que también llevan prácticamente todas las botellas de cava. Estos agarres son meramente de adorno, ya que el canalón es el que estará pegado y afianzado al tejado.





Una vez hecho el canalón, se debe hacer el bajante. Este bajante, en la realidad, debe ser más o menos así.


Por lo que utilizaremos pajitas de refrescos para poder hacer los codos de la acometida principal. Así como el resto de la tubería.






Este codo no está enganchado al canalón, sino que está enganchado a la fachada del edificio, y el canalón se apoya simplemente y sin presión sobre la tubería.





Y esta tubería se pinta del mismo color que el canalón. También se pueden crear las bridas de sujeción de la tubería a la fachada, pero en nuestro caso se decidió que no.





Una vez terminado el trabajo del canalón y bajante, se puede enganchar en él lo que queramos, como enredaderas o palomas.





Una vez terminado el trabajo del canalón y bajante, se puede enganchar en él lo que queramos, como enredaderas o palomas.




Saludos.
Salva

Artículos Más Vistos

Hacer pigmentos con las barras pastel

  Hace años, cuando empecé con el maquetismo, no existían los pigmentos como los entendemos actualmente.   Los únicos pigmentos que e...